9 noviembre 2014.Un día democrático.

JesRICART
Mensajes: 395
Registrado: 15 Oct 2008, 23:45
Ubicación: world/ciberespacio
Contactar:

9 noviembre 2014.Un día democrático.

Mensajepor JesRICART » 04 Oct 2018, 19:41

9 de noviembre del 2014.Un día democrático. Néstor ESTEBENZ
Escribo esta crónica antes de conocer los resultados de la participación ciudadana. Sean cuales sean, el 9N hay que declararlo como un triunfo y como una fecha histórica, en la que absolutamente nadie de las Españas ni del resto del mundo podrá ignorar la firme voluntad de una sociedad a expresar su opinión y a expresarla en contra de tantos golpes de pito, tantos malnacidos y tantos políticos ineptos y hasta gentes de algunos medios intelectuales, que se han opuesto desde el principio y hasta ahora a que tal evento se celebrara.
Más allá de los alegatos jurídicos, constitucionalista y argumentarios legalistas hemos constatado una patética fobia contra dos cosas: contra un moderado, cívico, ejemplar y elocuente acto cívico de participación y contra la sociedad misma. Cada vez que nuestros oponentes a esa participación han atacado a una figura visible que se ha pronunciado a favor de ella nos ha estado insultado a todos y cada uno de los millones de habitantes de Catalunya que queríamos expresar nuestro voto y opinión. Cada vez que individuos del poder central han expresado su odio contra la catalanidad la han reforzado. Cada vez que nos han cuestionado nuestro derecho a decidir nos han incrementado el deseo de hacerlo. Cada vez que han apostado por seguirnos ignorando, excluyendo y marginando nos han envalentonado.
Lo que está en marcha, sí, es un proceso a la independencia, pero un proceso sensato, lógico, ordenado e impecable sin caer en las agresiones verbales o físicas del españolismo de cuya entidad no es necesario añadir más crítica de la que ya tenemos.
El principal aliado de la catalanidad ha sido paradójicamente ese españolismo tan sociofóbico porque no acepta que la política también la haga las gentes de base. Sí, cada insulto ha venido a demostrar la absoluta incompatibilidad de compartir un mismo país.
Paradójicamente los contrarios a la participación ciudadana han convocado sus actos en el mismo dia o en las vísperas para atacar a la ciudadanía catalana, y para crear desde sus mítines fanáticos atmósferas de mas fobia a lo catalán.
Puede que sea el único caso en la historia en que la sociedad civil con un amplio tejido de colaboración organizativa de la ciudadanía la que ha llevado a cabo este evento, dada su prohibición expresa como consulta-referéndum convocado desde la Generalitat. El resultado es el mismo. Por su parte, los que van de culo presentando recursos a los tribunales para que no se hiciera han ignorado lo elemental: la fuerza de un pueblo deseante de expresar su voto.
Nunca ante mes había emocionado ante una urna depositando una papeleta. Es la primera vez (de las tampoco muchas ocasiones en las que he ido a votar) que le veo sentido a una votación. Las otras formaban parte de esos juegos electoralistas en los que el mecanismo del estado mete a la población para entretenerla. La votación del 9N dará unas cifras de la realidad que nadie podrá ignorar por mucho que unos piensen que van a ser trucadas y otros digan que no va a tener ninguna trascendencia.
Seamos claros, no podemos compartir estado ni país. ¿Cómo aceptar a gente que te odia y que todo lo que dice es para expresar su rabia contra nuestra diferencia en los mismos derechos? Eso a la larga es imposible. Los que han votado por el sí-no1. Es decir sí al independencia pero no a un estado propio, hay que considerarlos como los mas demagogos del momento. Los que se pasan la tira de tiempo hablando del derecho a la autodeterminación de los pueblos pero a la hora de las verdad quieren hacer eso privándoles del único instrumento que puede hacer viable una independencia: un estado propio.
En los colegios la organización ha sido impecable sin ninguna diferencia con respecto a otras votaciones convocada dentro de las normativas de la legalidad vigente. La historia reconocerá a todo ese voluntariado su eficacia y su contribución a salir del impasse en este juego de damas entre Catalunya y España. Los datos serán interpretados a partir de tener los datos exactos, pero por de momento una sociedad de millones de personas ha desafiado al estado español, no se ha dejado amedrentar. ¿Hasta dónde pueden aguantar el ridículo sus principales lobos rabiosos? Personalmente he dejado de auditarlos porque son enfermos que me descolocan, pero como homo-zapping a veces me encuentro con sus caras y voces en mi pantalla y antes de eliminarlos me llega alguna de sus frases. La capacidad ciudadana para aguantarlos sin lincharlos es otro valor añadido a la cultura y ecuanimidad catalanas.
Habrá que incluir la demofobia (la fobia no solo a la libertad de expresión sino también al pueblo cuando se expresa) como un delito y excluir a los demófobos de sus derechos a detentar cargos políticos y a llevar su discurso hostil al espacio público.
El problemas de los demófobos que impugnan la participación ciudadana valiéndose de toda la maraña de la que son capaces es que no pueden ejercer como oficiantes malignos sin crear otras participaciones ciudadanas en paralelo (mítines y speechs de intoxicación mental) con el único propósito de fracturar la sociedad. En lugar de reforzar la participación proponiendo el no a la independencia de un estado catalán se han automarginado del proceso ya que lo han considerado ilegal en todo momento, reduciendo pues la representación de este sector que no está por la segregación catalana.
En lugar de concurrir una lucha entre el sí y el no acerca del futuro de Catalunya se ha configurado una lucha entre el sí y el no a la participación. Ha quedado ampliamente demostrado que el terror a la opinión social es lo que sustenta a los dirigentes en sus cargos, que de otro modo serian desbancados a la primera que demostraran su inutilidad.
La experiencia del 9N demuestra que es posible organizar referéndums (se les denomine como se les denomine) y que pueden y deberían instrumentarse más a menudo para más temas acabando de una vez entre la disociación que se da entre aparato de estado y ciudadanía generalmente reservada para bufonadas puntuales. Es curioso que un votación con urnas de cartón (las más baratas frente a plásticos y metacrilatos) haya sido la más autentica celebrada en territorio hispanoeuropeo en los últimos 75 años. Posiblemente un porcentaje de la poblacion ha dejado de acudir por temor a atentados o incluso a consecuencias agresivas que se pudieran desencadenar contra tal participación, con lo cual el recuento de votos será completamente diferente al de haber sido celebrado el dia en total consenso contra los contrarios a la independencia haciendo valer democráticamente su voto contrario en lugar de dedicarse a la insidia, iniquidad y malas artes de una manera sistemática.

Volver a “Nacionalismos y reivindicaciones históricas”

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado